Go to Top

Testimonios

A.L
Me sentí apoyada y cuidada de manera individualizada.

Tras un largo recorrido personal, a los 42 años decidí tener un hijo sola. Contacté con 4 centros, y elegí IVF por su proximidad geográfica y porque fue el único que aceptó comunicarme los exámenes a realizar antes de la reunión, y organizar una entrevista gratuita por Skype. En vista de que el primer contacto fue bien, decidí pasar por ellos y ¡estoy encantada!

Al principio, a distancia, tuvimos algunas dificultades para entendernos por el idioma. Pero, desde el momento en que nos conocimos, dejó de ser un problema. El personal de IVF es un equipo muy agradable de personas humanas, amables, competentes, que saben escuchar y sonreír. Me sentí apoyada y cuidada de manera individualizada. Dedicaron mucho tiempo a contestar mis preguntas por correo electrónico. También aprecio que trabajen con «paquetes» y que no añadan cosas extras, como cada ecografía.

Personalmente, aprecio que sea un centro pequeño y me gusta comunicarme en español. Otros se sentirán más tranquilos en un centro más grande, con personal que hable francés perfectamente, aunque el trato sea más anónimo y haya un lado más comercial. Depende de cada uno…. Guardo un muy buen recuerdo de mi relación con IVF y estoy muy agradecida a cada uno de los miembros del equipo. ¡Gracias de nuevo a todos !